Asociados

Más de 60 años cuidando de ti

Salami, en sus 60 años dedicados a la elaboración de productos cárnicos y comidas precocinadas no ha dejado de seguir las líneas marcadas por su fundador: honestidad, esfuerzo, trabajo y calidad. Además, ha sabido combinar a la perfección el saber hacer y las recetas de siempre con la última tecnología.

En su planta de más de 5000 metros cuadrados, Salami, dispone de moderna maquinaria que favorece la producción basada en la calidad y en el respeto por el Medio Ambiente. Esta apuesta por la calidad unida a una gestión medioambiental responsable, es lo que les ha llevado a obtener la certificación ISO 14001 y logros tan importantes como la Huella de Carbono, siendo pioneros en el sector y en el país.

Uno de los pilares fundamentales del crecimiento de la empresa ha sido y es, la férrea apuesta por la calidad en todos los procesos, siempre haciendo un control y seguimiento exhaustivo de nuestros proveedores, desde las materias primas hasta el producto final. Sin olvidar la parte humana, ya que cuenta con una plantilla cualificada y comprometida con la empresa. Muestra de ello, es la obtención de la Certificación IFS, el más exigente certificado de calidad para empresas de alimentación a nivel mundial.

Para satisfacer las necesidades y gustos de todos los consumidores, Salami ofrece todos sus productos sin gluten y sin lactosa, aptos para personas con intolerancias y alergias. Hemos dado un paso adelante para facilitar que nuestros productos se puedan consumir con absoluta tranquilidad, conservando el mismo sabor y calidad de toda la vida, y sin que haya supuesto un incremento de precio al bolsillo del consumidor.

Salami cuenta con una importante variedad de productos, siendo los embutidos y los callos sus productos estrella, todos ellos sin gluten y sin lactosa, conservando el mismo sabor y calidad habituales que lleva cumpliendo la empresa desde sus orígenes. En esta variedad encontramos productos cocidos como el lunch, el chorizo criollo o la barra york 11×11; productos ahumados tales como el Lomo Sajonia, las salchichas frankfurt y el bacon; también adobados de lomo y costilla; y comida preparada cocinados como son callos de ternera, callos de ternera con garbanzos y el codillo de jamón cocido. Todos ellos se comercializan en diferentes formatos en las principales grandes superficies y mayoristas del país.

Los productos Salami son elaborados con la máxima calidad, higiene y seguridad, como es el caso de nuestra gama de loncheados, todos fabricados en sala blanca para garantizar su total salubridad. Además, cuenta con un sistema de refrigeración con el que se ha logrado un ahorro del 70% de agua o el horno de ahumado que aporta ese aroma a madera, característico del ahumado natural.

Cabe destacar también la línea de empaquetado, que incluye un detector de Rayos X de última tecnología, con el que se eliminan todos los riesgos de elementos ajenos al producto.

Recientemente, Salami ha comenzado a exportar en territorio Europeo, siendo su proyecto a corto plazo seguir ampliando sus fronteras desde Cantabria para reforzar los productos y la marca tanto a nivel nacional como internacional.

 

CATÁLOGO 2018 SALAMI