Conservando el auténtico sabor a mar

 

El Capricho es una empresa familiar situada en Santoña, una pequeña villa de profunda vocación marinera, conocida, entre otras cosas, como la cuna de la anchoa en conserva. Nuestra empresa, con más de un cuarto de siglo de vida, está comprometida con la producción de productos de alta calidad y excelencia. Únicamente producimos Anchoa del Cantábrico y Bonito del Norte, pescados directamente en el mar Cantábrico (FAO 27), únicamente en época de costera, a través de barcos de bajura con artes de pesca respetuosas con el medioambiente.

Las conservas de pescado forman parte de la dieta mediterránea, que incide en el consumo de pescado azul, beneficioso para el corazón, y rico en proteínas, vitaminas y minerales. Asimismo, es una fuente de ácidos grasos esenciales omega 3.

El proceso que seguimos es tan riguroso y específico, tan difícil de enseñar, que nunca se contrata personal de temporada. Y jamás se externaliza ninguna labor. La anchoa que entra por nuestra puerta sale de ella solo cuando la hemos convertido en el manjar que está destinado a ser: sabor característico, color rojizo y textura firme. El bonito del norte, a su vez, se obtiene únicamente a partir de pescado freso.

Resultan ideales tanto para degustar individualmente, como para su utilización en pinchos, tostas o ensaladas.

 

 

CATÁLOGO 2018 EL CAPRICHO